COLEGIO DE INTERNACIONALISTAS DE VENEZUELA (4)

Irán se ha venido convirtiendo una amenaza para la paz y seguridad, del medio oriente, con un claro proyecto de liderar esa región y de enfrentar al mundo occidental. El régimen de los ayatolas además de su aspiración convertirse en la potencia hegemoníca regional, también, mantiene su lucha contra los valores occidentales como la libertad, la democracia y los derechos humanos, sin olvidar su aspiración de “borrar del mapa a Israel”. Por esta circunstancia existe temor, por el programa nuclear, el cual se ha caracterizado por una marcada opacidad y poca colaboración con pueda construir armas nucleares, para lograr estos fines.
A nivel regional, se observa que la política expansiva basada en su fundamentalismo religioso chiita y la añoranza de reconstruir el antiguo imperio persa; La estrategia iraní es no entrar directamente en el conflicto, sino a través de terceros, para lo cual ha estado creando y financiando en varios países, grupos de milicias paramilitares, con el objeto de expandir su influencia en toda la región del Medio Oriente.
Es clara la presencia de Irán en Irak,a través de varios grupos, especialmente, el grupo militar de elite denominado Al-Quds, cuyo máximo líder, era el General Qasem Soleimani, quien fue asesinado en Bagdad, en una operación especial de los Estados Unidos en enero del 2020. También existe el apoyo iraní directo a Hezzbolá en el sur de Líbano, a las milicias huties en Yemen, a Hamás y la yihad islámica en Palestina, así como a grupos paramilitares que actúan en Siria en apoyo a Bachar Al Assad y los talibanes en Afganistán y Pakistán.
Por otra parte, Arabia Saudita, mantiene junto con sus vecinos sunitas (los cuales son el grupo mas numerosos en los países árabes), un pulso por el control de esta región mayoritariamente musulmana, es importante señalar que en el caso de Yemen, donde existe desde hace varios años una guerra civil, donde se enfrentan por el poder, dos grupos, uno apoyado por Irán (Huties) y el otro apoyado por Arabia Saudita.
Es importante señalar que los objetivos de Irán van mas alla del Medio Oriente, el regímen teocratico del actual líder supremo el ayatolá Ali Hoseini Jameni y su Consejo de Guardianes, mantienen una creciente amenaza contra los valores occidentales representados por los Estados Unidos y Europa.
Con respecto a Israel, existe un permanentemente hostigamiento a su territorio y ciudades, con ataques contra objetivos civiles y militares a través de militantes que se inmolan y también con misiles y cohetes, que realizan por el norte Hezzbolá desde el Libano y por el sur Hamás y otros grupos, desde la Franja de Gaza. Siendo el ataque terrorista de octubre del año pasado, realizado por Hamás y la Yihad islamica, lo que rebosó la paciencia de Israel, generando el actual conflicto en la Franja de Gaza, en el cual, Israel tiene como objetivo rescatar los rehenes secuestrados y acabar militarmente con los terroristas de Hamás.
Con respecto a Europa, actualmente Irán apoya a Rusia, en su invasión a Ucrania, suministrando armamento y los conocidos drones con los cuales se bombardea constantemente, a las ciudades ucranianas.
Con respecto a la situación interna, la revolución islámica ha incrementado la represión y el autoritarismo, muchos intelectuales y críticos de la actual situación, han tenido que salir del país, ya que los espacios para manifestarse en libertad, son cada vez menores. A pesar de esto, todavía existen protestas de grupos reformistas que intentan mantener la posibilidad de cambios en la vida política y social, a pesar de la represión. Luego del trágico fallecimiento del presidente Ebrahim Raisi, en el pueblo iraní, existe la esperanza de que se produzca un cambio, que permita avanzar hacia la libertad y el respeto de los derechos humanos.